sábado, 21 de junio de 2008

EL ANATEMA DE SIXA



EL ANATEMA DE AXIS

REQUIEM

NOVUS ORDO SECLORUM



Prisiones sin cadenas donde los esclavos pronuncian su gratitud. Esta complacencia es la narcolepsia del corazón. Tus labores son el sonido de ladrillos rompiéndose uno sobre otro.

Este dormir sin sueños, esta pobre realidad, cada día una pesadilla de pasividad, tomando lugar en el infierno de la normalaria. Tu cultura es tu patología. Mientras la Diosa de la Posibilidad Infinita es difamada, ridiculizada, temida y abusada. Siendo invencible, ella se torna en la ansiedad de tu alma.

La humanidad ha perdido su raíz. Y no, no te prepara para las estrellas, sino que torna en idiotez nuestra navegación.

Obtenemos auto-conocimiento a través de nuestros espejos y hemos reducido nuestros espejos a los peculiarmente humanos, empobreciendo nuestra visión y entendimiento. Tornándonos estrechos y confundiéndonos a nosotros mismos con nuestras palabras.

Palabras, palabras, palabras. Es bueno que los Espíritus del Trueno no hablen como nosotros, pues no quedaría sino nada de este mundo.

¿Bestias amarradas por la creencia? ¿Tememos a nuestra libertad? Pan-ico es el miedo a nuestra extensión sin límites. La gente vive en las ataduras de sus creencias.

Yo decido que el tiempo se está acercando. Esta oscuridad, como la plaga, será el útero del sueño.

¡Hay un Sueño de amor aún no REALIZADO!

Sus vidas no son un mecanismo.

Nos hemos tornado en esqueletos que perdieron su carne y, con ella, el tacto Sacro. Todo es "global" y "planetario", pero pocos ven con profundidad a la tierra.

No permitas que la cultura de lo insano y lo inanimado usurpe tu derecho innato: eres sacro y un mágico ser de Luz.

Cuando nos tornamos en centros dentro de la quietud, nos tornamos en luz cegadora. ¡Y libre!